La oposición buscó matar a Chávez en el 2004

El director del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional en Venezuela (Sebin), Miguel Rodríguez Torres, recordó este miércoles los ocho años de la detención de 160 paramilitares en la quinta Daktari en El Hatillo (este de Caracas) que tenían el objetivo de causar un plan desestabilizador en Venezuela.

Rodríguez Torres recordó en entrevista a teleSUR que gracias a los servicios de inteligencia llevados a cabo en el año 2004, pudieron reunir evidencias suficientes que descubren el plan terrorista.

"En noviembre de 2003 empezamos a recibir información sobre movilizaciones de paramilitares hacia Caracas y con trabajo de inteligencia logramos infiltrar a un funcionario y dimos captura a un individuo que nos dio información y posteriormente logramos la captura de los militares en la finca", dijo.

La finca Daktari, donde se planificó el atentado terrorista, pertenecía a Robert Alonso, cubano-venezolano, quien junto a militares activos y retirados de la derecha venezolana orquestaron la planificación de un segundo golpe de estado al presidente venezolano Hugo Chávez, en complicidad con otras personalidades de la extrema derecha y con el Departamento Administrativo de Seguridad de Colombia (DAS).

A continuación teleSUR transcribe íntegramente la entrevista a Miguel Rodríguez Torres, director del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin)

Hoy nos acompaña Miguel Rodríguez Torres. Para ese momento era director de la Disip (Dirección de los Servicios de Inteligencia y Prevención) quien llevó la investigación, hoy es Sebin. Bienvenido a teleSUR, hoy vamos a profundizar más en el tema.

Gracias Madelein.

Han pasado ocho años de la finca Daktari ubicada, como lo hemos visto en las adyacencias de la capital venezolana ¿Cómo llegan ustedes a ese hallazgo, a dar con estos paramilitares?

Si. En el mes de noviembre del 2003 empezamos a recibir información sobre movilizaciones de paramilitares hacia la ciudad capital y otras ciudades del país, y recibimos información de militares que se estaban reuniendo con la intención de dar un golpe de estado contra el país. Esa información empezó a manejarse y logramos infiltrar un funcionario en las filas de la conspiración y logramos la captura de un individuo ligado a ese bloque de paramilitares, y logramos que nos diera información al respecto y por allí empezaron los trabajos de inteligencia que nos condujeron a la captura el 9 de mayo de 2004 de este grupo de paramilitares.

Se habla que lo que iba a suceder en aquel momento era un segundo golpe de Estado. Habían transcurrido ya dos años del golpe de estado que le dieron al presidente Hugo Chávez el 11 de abril ¿Qué hubiese sucedido si se desarrolla este plan?

El golpe estado indudablemente estaba montado por un sector militar que participaba en esa conspiración. En el juicio se presentó como evidencia una reunión en una quinta en el Contry Club el 23 abril 2004. En esa reunión se habló de bombardear el programa Aló Presidente con un avión F-16 que sería robado de la base aérea que está en Barquisimeto y con eso matarían al Presidente. Y paralelamente a eso los paramilitares que estaban encontrados cerca de la ciudad capital atacarían varios puestos militares y tomarían el Palacio de Miralofres. Ese era el plan inicial que ellos presentaron. Como nosotros teníamos infiltrada toda la organización, logramos detectar eso, logramos neutralizarlo, se suspendió el programa y ellos corrieron la acción. Nosotros seguimos trabajando para tratar de capturar esos paramilitares y eso ocurre varias semanas después el 9 de mayo de ese mismo año.

En ese momento la Oposición venezolana banalizó el hecho. Se consiguió en la finca Daktari comida rápida y les llamaron los Paracachitos ¿Qué lectura le da a esto ocho años después?

Si, ellos banalizan la acción porque gran parte de esta Oposición estaba involucrada y los que no estaban activamente involucrados, conocían del hecho, conocían de la intención. Recuerda que la naturaleza real del más amplio sector de esta Oposición es una una naturaleza fascista y violenta; y ellos tenían puestas sus esperanzas en que esa acción generara un gran caos que actuara las Fuerzas Armadas o actuara una fuerza extranjera y después entonces la oposición aparecieran como los redentores del país. Al verse descubierto ellos, banalizan el tema y empiezan a llamar los Paracachitos y bueno allí estaba metido el Alcalde Mayor de Caracas, habían policías de la Alcaldía de Baruta, El Hatillo y todas estas policías le daban un cerco de seguridad al campamento de los paramilitares. Allí estaban diputados de Acción Democrática, estaba Orlando Urdaneta, que todavía está en Miami, Rafael Marín, una cantidad de personalidades conocidas involucradas en este hecho, así como oficiales activos, entonces ellos trataron de banalizarlo y como en ese momento la guerra mediática indudablemente estaba ganada por la Oposición, ellos trataron de imponer su matriz de opinión que era un montaje del Gobierno.

Por lo general ¿Cómo logran ellos contactarlos en Colombia? ¿Cómo logran ingresar a Venezuela? En el camino habían alcabalas...

Bueno, recuérdate que en principio hay una participación indudable del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) del momento. En ese momento, Jorge Noguera va preso por paramilitar, en coordinación con Salvatore Mancuso, que era jefe del bloque del norte de Santander de la AutoDefensa y con un enlace con militares que se habían evadido de la Plaza Altamira cuadran enviar ese contingente paramilitar a Caracas y consiguen todo el apoyo inclusive de funcionarios de la Onidex (Oficina Nacional de Identificación y Extranjería) logran trasladarlos hasta Caracas.

Ahora ¿el ex presidente de Colombia, Álvaro Uribe, tenía conocimiento de esto, de ésta situación?

Claro que lo sabía. Si el DAS, que es una oficina presidencial y si quien está ocupando ese cargo es una persona de la extrema confianza del Presidente, yo asumo que Álvaro Uribe tenía que saberlo y es conocido, mundialmente reconocido, las conexiones de Álvaro Uribe con el narcotráfico y con el paramilitarismo.

Comentarios

blog comments powered by Disqus
DERECHOS RESERVADOS 2014